viernes, 25 de octubre de 2013

Bizcocho de Calabaza con Frosting de Queso (Pumpkin bars)

bizcocho de calabaza con frosting de queso

Ayer no me pude resistir y tuve que volver a comprar calabaza. Y eso que yo nunca he sido muy fan... Pero la verdad es que hasta ahora los pocos dulces que he probado hechos con calabaza me han cautivado y aprovechando que ahora están por toooodas partes... pues he tenido que repetir.



bizcocho de calabaza con frosting de queso


Para esta ocasión he preparado un bizcocho muy sencillito, que se hace en un pis-pas y queda muy rico, muy jugosito, gracias a la calabaza. Tiene un sabor muy especial porque lleva canela y nuez moscada. Además le he añadido un frosting de queso para darle un toque más sofisticado, y ha quedado riquíiisimo.

bizcocho de calabaza con frosting de queso


La idea la saqué de varias webs americanas, allí es muy típico lo de las "bars", simplemente hacen cualquier dulce, casi con cualquier ingrediente que te puedas imaginar y luego lo cortan en forma de barritas o cuadraditos. Ya está. Por eso yo en este caso podríamos decir que he hecho unas pumpkin bars, ya que lo he horneado en una fuente rectangular y luego lo he cortado en cuadraditos.

bizcocho de calabaza con frosting de queso

Vamos con la receta:

INGREDIENTES:

Para el bizcocho:
  • 4 huevos
  • 200 gr. azúcar
  • 150 cl. de aceite de girasol
  • 350 gr. de puré de calabaza
  • 400 gr. de harina
  • 2 cucharaditas de levadura química
  • 1 pellizco de sal
  • canela
  • nuez moscada

Para el frosting:
  • 200 gr. de queso crema (tipo philadelphia)
  • 75 gr. de mantequilla (a temperatura ambiente)
  • 1 cucharada de leche
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 100 gr. de azúcar glass

PREPARACIÓN:
  1. Precalentamos el horno a 180 º.
  2. En un bol mezclamos los huevos, con el aceite, el azúcar y la calabaza.
  3. Añadimos la harina, la levadura, la sal y las especias.
  4. Vertemos en una fuente rectangular bastante grande para que quede un bizcocho bajito.
  5. Metemos en el horno unos 30 minutos.
  6. Dejamos enfriar sobre una rejilla.
  7. Para el frosting mezclamos el queso con la mantequilla, la leche, la vainilla y el azúcar y lo untamos por encima del bizcocho.
  8. Al llevar la crema de queso hay que conservarlo en la nevera.
Para decorar les he añadido unas calabazas de chocolate que tenía por casa, pero si no tenéis podéis poner otra cosa o espolvorear canela, eso ya os lo dejo a vuestra imaginación.